Quantcast
Colabora: HobbyConsolas colabora con Nintenderos
Cosas que los videojuegos nos pueden enseñar sobre el amor
Artículos, Noticias

Cosas que los videojuegos nos pueden enseñar sobre el amor

Compartir en:

Ay… el amor… ese conjunto de sentimientos que ligan una persona a otra, o bien a las cosas, ideas, etc. Hay muchas formas de definirlo, pero pocas de explicarlo. Algunos dicen que el enamoramiento es un estado general de atontamiento transitorio, otros que es aquel en el que vemos todo de forma mucho más positiva, otros que va bien para perder peso porque pierdes el apetito pensando en él/ella, etc.

El caso es que hay muchos tipos de amor: el amor hacia los padres, el amor fraternal, el amor hacia la pareja, el amor libre, el amor propio, el amor platónico, etc. Lo que está claro es que nadie puede vivir sin amor y mucho menos sin pasión hacia alguien o algo. En este caso voy a centrarme (como no podía ser menos, esta semana) en el amor hacia la pareja, pero sobretodo a una pasión común en todos nosotros, la pasión hacia los videojuegos y como podemos aprender algo de ellos en este sentido.

mario y peach san valentin

Hoy es el día de San Valentín, y si tus planes para esta noche implican llamar para pedir una pizza y jugar a un videojuego tú solo, no desesperes: personas solitarias, nerds sin amor, los videojuegos en realidad tienen mucho que enseñarnos sobre el romance y las relaciones.

1. Tu princesa puede estar en otro castillo

Pero eso no significa que no la encontrarás al final. Si eres soltero y ves con frustración como muchos de tus amigos se están preparando para una larga velada frente a la televisión con sus parejas y lo qeu surja, piensa en Mario. El fontanero es bajito, regordete, con bigote, y desesperadamente carente de cualquier sentido de la moda, pero una y otra vez en el juego original se abrió paso a través de adversidades y mundos extraños, sólo para llegar a castillos espeluznantes y descubrir que su amada princesa estaba lejos, en otro lugar! Aún así, él nunca se rindió, deslizándose de tubería en tubería hasta que derrotó a Bowser y afirmó su amor platónico, por lo que tomad ejemplo del pequeño fontanero y seguid vuestro camino hasta encontrar el amor.

2. Para conseguir el puesto, sé Shepard

El Comandante Shepard, el héroe cincelado de la franquicia Mass Effect, viene en todas las formas, tamaños, razas y géneros. Parte de la diversión es ser capaz de dar forma a este super-soldado como mejor nos parezca. Podemos personalizar el sexo, apariencia, habilidades y la historia antes del servicio; sin embargo, no importa cómo Shepard se ve o incluso lo que él o ella es, hay una fuerte posibilidad de que el comandante vaya a terminar haciendo el amor a cualquier número de intereses románticos. ¿Por qué? Porque Shepard tiene una gran actitud. Hombre o mujer, guapo o feo, Shepard es un guerrero, seguro, centrado, atrevido. Nada podría ser más sexy, y, en definitiva, nada más importa.

mass_effect_3_wii_u

3. El amor es un territorio desconocido

Ayuda mucho el tener a alguien a lo largo de todo el camino en quien poder confiar, alguien que no es sólo tu amante y tu muleta, sino tu amigo y tu igual. Incluso Nathan Drake, de la afamada serie Uncharted, no lo pasa nada bien cuando se ve obligado a atravesar selvas húmedas, cimas de montañas congeladas, y otros paisajes imposibles por sí mismo: él necesita a Elena Fisher, una reportera que es tan difícil, llena de recursos, inteligente y ruda como él. En un medio muy a menudo obsesionado con princesas indefensas que necesitan ser salvadas, es un gran ejemplo de lo mucho más allá que un juego puede ir, cuando se tienen dos protagonistas increíbles en lugar de uno solo. Lo mismo sucede en la vida real.

4. Los mejores hombres son los más fieles

Tratad de poneros en los zapatos de John Marston: sois un ex bandido que sigue en desacuerdo con la ley, que está haciendo su mejor esfuerzo para sobrevivir en el salvaje oeste y en todas partes donde mires hay alcohol y burdeles para distraer la atención de lo que realmente importa en la vida. Cualquier hombre podría haber sucumbido a la tentación, pero Marston, el protagonista de Red Dead Redemption, no es así. Él es fiel a su Abigail, no importa lo que suceda. Eso lo hace un personaje más interesante y un hombre más formidable si cabe.

5 . Establecer una relación es una travesía

Si ya habéis jugado a Passage, ya sabéis por qué es uno de los juegos indie más célebres de la historia reciente. Si no es así, el juego es básicamente el siguiente: se mueve de izquierda a derecha a través de un estrecho pasillo. Al principio, te encuentras con otro personaje que marcha contigo. Se puede caminar a través de un paisaje cambiante. Hay algunos obstáculos, pero nada demasiado difícil de superar. Envejeceis. Entonces, uno de los dos muere y después el otro. Y eso es todo. Ese es el juego. Así es la vida. Y es hermoso, mientras dura. Podeis llegar a experimentar algunas experiencias interesantes junto a otro personaje, que es íntimo y dulce y sosegado. Todos debemos seguir el ejemplo de Passage, el cual, se centra en el viaje. No importa lo breve que sea, hay que estar agradecidos de que tenemos alguien para compartirlo.

Como se suele decir, al final quien no se consuela es porqué no quiere… lo importante es ser feliz cada uno a su manera y si se puede estar acompañado, pues mucho mejor. De todas formas, siempre quedaran nuestros fieles videojuegos, que nunca nos abandonan y nos proporcionan grandes ratos de compañía y entretenimiento.

Quizás esto no sirva para que encontréis pareja a quien no la tenga (o al igual sí!), pero con que os haya dibujado una leve sonrisa en la cara al leerlo, me doy por satisfecho.

¡Feliz día de San Valentín a todos/as y sed buenos!

Comentarios