Quantcast
[Artículo] Nintendo y los contenidos LGBT
3DS, Artículos, Artículos 3DS, Artículos Wii U, DS, Wii, Wii U

[Artículo] Nintendo y los contenidos LGBT

Compartir en:

Cada vez más, la presencia de personajes homosexuales, bisexuales o transgénero en el mundo de los videojuegos se hace más patente y, a pesar de que todavía queda mucho camino por recorrer, parece que las compañías cada vez abren más sus miras en pos de la igualdad total a la hora de que el jugador pueda sentirse más identificado con aquellos personajes que controla y que, al fin y al cabo, le representan.

Como esta web está dedicada al mundo nintendero, me voy a centrar en algunos casos o problemáticas de videojuegos de la compañía en torno a la temática LGTB. ¿Listos?

Empezamos con el que es, quizá, uno de los iconos más representativos y confusos en cuanto a personajes Nintendo. Os hablo de Birdo, este ser que, pese a ser de género masculino, desea que le identifiquen como una hembra y reniega de su propio nombre deseando en su lugar tener uno algo más femenino. Encontraréis la referencia en Super Mario Bros 2.

Super Mario Bros 2 - Birdo--article image.jpg

Si avanzamos un poco más en el tiempo, en el famoso juego Earthbound (Mother en occidente), encontramos a un personaje llamado Tony que, según nos dice de forma sutil (o no tanto) tiene cierto interés por su compañero Jeff más allá de la amistad. Resulta loable que en un juego que data de 1994 ya se empiecen a vislumbrar este tipo de contenidos.

Otro contenido relevante, aunque quizá algo más peregrino, es el caso de una entrenadora en el juego Pokémon XY, que parece ser transgénero. A continuación os explicamos de dónde viene este afirmación. Primero mirad esta imagen:

Nada que haga sospechar, ¿verdad? Sin embargo, si nos vamos a la traducción original nipona del juego, la chica afirma esto:  «Yo era un Karateka hace tan sólo un año, pero el poder de la ciencia es increíble, ¿no crees?»

En efecto, la traducción final ha perdido ciertos matices confusos, que sin embargo le dan al personaje otra dimensión, y resulta una lástima que hayan optado por suavizar lo que dice para no generar polémicas.

Para seguir con personajes, tenemos por ejemplo a Tingle, un hada masculina cuya femenidad rebosa por los poros. Es un personaje bastante poco usado por Nintendo, pero que sin duda da mucho que hablar.

Pasando al terreno de los villanos, seguro que todos recordamos a Grahim, quien seguramente a más de uno le hace pensar acerca de su sexualidad. O quizá simplemente, es un villano afeminado con mucha elocuencia, no somos nadie para juzgar.

Sin dejar aún la saga Zelda, también podemos comentar, aunque no sea exactamente transgénero, la transformación de Zelda en Sheik en Ocarina of Time, un golpe de efecto que nos dejó a muchos mudos, pero que representa un paso adelante en torno al papel de la mujer en los videojuegos.

Con todo, una de las polémicas más fuertes a las que tuvo que hacer frente Nintendo, y no sin razón, fue la de Tomodachi Life. A pesar de que eran muchos los que pedían que se pudiera unir a personajes del mismo sexo, finalmente Nintendo desechó la opción, provocando la furia en los redes sociales y llamando de todo a la compañía. Desconozco qué motivos pudieron conducir a esta decisión, pero desde luego no creo que les costara mucho hacerle un pequeño arreglo para permitir esta opción y que el juego fuera un poco más acorde al siglo XXI.

En la saga Fire Emblem, también, hay  bastantes polémicas en torno a personajes LGTB que pudieron haber sido y no son. Otros, en cambio, sí se han mantenido. Así, por ejemplo, en Awakening tenemos a Tharja, un personaje que se podrá enamorar del avatar del jugador, sea éste chico o chica.

Sin embargo, el caso contrario ocurre en Fates, donde se ha eliminado esta posibilidad de varias formas. Así, en la versión original del juego, llega un punto en el que tenemos a un personaje que en este caso es lesbiana, que cuando está intimando con otro personaje femenino, recibe una bebida que le hace ver a los personajes femeninos como masculinos y viceversa, provocando así  que no se altere lo que se considera una relación «normal».

Estos son sólo algunos de los casos que rodean a este amplio mundillo. Ahora, ¡os toca a vosotros! ¿Sabéis de algún caso similar relacionado con videojuegos de Nintendo? ¡Os animamos a contarlo en los comentarios!

Comentarios