Virtuos habla sobre los desafíos a la hora de llevar Final Fantasy X | X-2 HD Remaster y XII: The Zodiac Age a Switch
Destacados Nintendo Switch Noticias Noticias Switch

Virtuos habla sobre los desafíos a la hora de llevar Final Fantasy X | X-2 HD Remaster y XII: The Zodiac Age a Switch

Puede que a muchos de vosotros os suene el nombre de Virtuos, pues se ha encargado de traer varios juegos a Nintendo Switch, como LA Noire, Dark Souls o Starlink. Su último logro es Final Fantasy X | X-2 HD Remaster y Final Fantasy XII: The Zodiac Age, que se estrenará pronto en la consola híbrida.

Gracias a un reciente encuentro de Nintendo Life con el productor ejecutivo Lukas Codr y el productor principal Fang Xiaoshu, hemos podido conocer algunas palabras realmente interesantes sobre el proceso de desarrollo de estos juegos para Nintendo Switch, como su gran experiencia con la franquicia de Final Fantasy.

En primer lugar, han definido como “grandiosa” la respuesta que han recibido los remasters en otras plataformas como PlayStation y PC. Cree que es precisamente por esto por lo que Square Enix se puso en contacto con Virtuos para hacer los remasters de Xbox One y Nintendo Switch. Esto sucedió a mediados de 2017 y comenzaron a trabajar en diciembre de ese año con cierta flexibilidad en el calendario.

Junto a esto, aseguran que llevar estos títulos a Nintendo Switch ha sido un desafío, principalmente porque debían reducirlos a 64 GB. Comparten que tienen un pequeño equipo de desarrollo que se ha encargado de este aspecto del remaster.

También aseguran que no han tocado el contenido original, aunque sí que tuvieron que superar algunos problemas de interfaz de usuario y traducciones. Para solucionarlos, tomaron la función de “recuperación rápida” de PS Vita para aprovechar su pantalla táctil. Además, han integrado el sistema de “mapeo de claves” en las versiones de Xbox One y Switch para dar mayor flexibilidad de control a los jugadores de todo el mundo.

Añaden que contaron con un productor japonés con mucha experiencia para equiparar el desarrollo occidental y oriental. No obstante, también señalan que fue difícil desarrollar la parte relacionada con el middleware: “Algunos middlewares específicos ya no son compatibles, por lo que tuvimos que eliminarlos o reemplazarlos por nuestras bibliotecas internas, que tenemos disponibles para tales situaciones”.

En la entrevista, también han confirmado que el desarrollo de estos juegos ha sido más fluido que el del port de Dark Souls y han insistido en el cuidado que ponen al trabajar en este tipo de IPs tan importantes: “La clave es una buena comunicación con el cliente, tanto para saber exactamente lo que quieren como para mantenerlos actualizados por el camino”.

Por último, comparten cuánto les gustan los remasters, ya que creen que dan la oportunidad a los fans de probar estos juegos en consolas más potentes. Aún así, afirman estar trabajando en el desarrollo de juegos nuevos, siempre intentando ayudar a los estudios a aumentar el alcance que pueden tener sus títulos.

¿Qué os parecen sus palabras?

Fuente.