Quantcast
Colabora: HobbyConsolas colabora con Nintenderos
Mario iba a ser un pistolero
PorAxel Börsch  - 
Ver comentarios

Mario iba a ser un pistolero

Así lo afirma Miyamoto para la «prestigiosa» revista nipona Famitsu:

«Durante gran parte del desarrollo, los controles eran A para disparar balas, B para correr, y arriba en la cruceta para saltar».

Vamos lo que viene a ser el Contra de toda la vida, pero según Shigeru al final las balas se convirtieron en bolas de fuego:

«Las balas acabaron siendo las bolas de fuego que veríamos después – originalmente habíamos pensado tener una fase de acción en la que Mario saltara en una nube y empezase a disparar a los enemigos, pero lo dejamos estar porque queríamos centrarnos en el salto. Las fases de bonus en el cielo son lo que quedó de esa idea.

Al final nos dimos cuenta de que poder disparar todas las bolas de fuego que quisieras y poder correr al mismo tiempo le daban a Mario demasiada ventaja, así que en lugar de eso probamos que Mario disparase una sola bola justo cuando empezabas a correr».

Por si estas declaraciones no fuesen ya suficientemente sorprendentes Miyamoto también se ha puesto a explicar el porque de las setas alucinógenas que te hacencrecer.

«El primer prototipo del juego que teníamos no era muy bueno porque no podías ver lo que tenías lejos de ti. La gente quería que el campo de visión del mundo fuera más amplio, pero yo no quería hacer que Mario fuera más pequeño de lo que ya era. Así que decidimos crear un mundo a la escala de un Mario más pequeño, y entonces hacerlo a él grande en la versión final. Es en este momento cuando nos vino la idea de empezar con un Mario pequeño y que luego pudiera hacerse más grande».

«Dado que el juego se ambientaba en un reino mágico, hice que el ítem necesario para ello fuera una seta, porque en todos los cuentos populares hay personajes que acaban comiendo setas en los bosques. Esto hizo que acabáramos nombrando al mundo del juego Mushroom Kingdom, y a partir de aquí se artículó el resto del argumento».

Jugosas declaraciones de Miyamoto, explicando los entresijos de un Mito de los videojuegos y de la cultura popular.

¿Os imagináis como sería ahora Mario si se hubiese decidido implementar con pistola?

Vía | Eurogamer

_

Comentarios