Quantcast
Colabora: HobbyConsolas colabora con Nintenderos
[Opinión] El futuro de los videojuegos
PorXavier Solé  - 
Ver comentarios

[Opinión] El futuro de los videojuegos

Leo que se usa desmesuradamente, en todas partes, la estructura «El futuro de […]». A veces del cine, a veces de la televisión, a veces de los coches. Como esto es Nintenderos, aquí nos toca hablar de «El futuro de los videojuegos«. Así, en menos de una década, hemos leído que el futuro de los videojuegos han sido los juegos digitales (compras en la eShop), los juguetes tipo amiibo (llamados toys-to-life), la realidad virtual, la realidad aumentada (lo que hace Pokémon GO) y, desde hace poco, el Netflix de los videojuegos gracias a  la posibilidad que ofrece el streaming. Estas y otras tantas cosas que me dejo en el tintero.

Con este articulito no pretendo reivindicar el correspondiente «pasado de los videojuegos» ni mucho menos desmentir a todas aquellas personas, analistas tecnológicos, que viven de proyectar sus nebulosas teorías en sus páginas web. No, nada de eso. Con este articulito simplemente quiero protestar, al estilo Phoenix Wright, por el indebido uso de la locución «El futuro de […]». Que conste en acta, señoría.

Lo que quiero que conste es la siguiente corrección. ¿No sería más certero cambiar la expresión «El futuro de […]» por «Parte del futuro de […]» ? Si bien es cierto que hay novedades que reemplazan casi en su totalidad una práctica del pasado, como la electricidad como fuente de energía para los trenes, posterior al carbón, o el cambio del SMS al wasap; también es cierto que casi nunca es así y se proyectan futuros revolucionarios cuando, en el fondo, son solamente pasitos evolutivos.

Ninguno de los futuros de los videojuegos expuestos en el primer párrafo tuvo una finalidad reemplazante. Solamente acompañante. Las compras digitales conviven con las físicas, la realidad virtual convive con pantalla y el Netflix de los videojuegos convivirá con la posesión de consolas. Al menos hasta que los datos de nuestros teléfonos sean ilimitados y Switch pueda tener internet allá donde ofrece su utilidad, es decir, en todas partes y donde sea. Cosa que evidentemente no ocurre en ningún lugar del planeta.

Queda dicho, pues: escribir «Parte del futuro de los videojuegos», o de lo que sea, en lugar de «El futuro de los videojuegos», o de lo que sea.

Comentarios