Colabora: HobbyConsolas colabora con Nintenderos
Conocemos la historia detrás del cancelado ‘Project H.A.M.M.E.R.’ para Wii
PorAlberto Millán  - 
Ver comentarios

Conocemos la historia detrás del cancelado ‘Project H.A.M.M.E.R.’ para Wii

Gracias al medio Unseen64, hoy hemos podido conocer nuevos detalles de un título que iba a ser lanzado en la pasada consola de sobremesa de Nintendo, la Wii, pero que nunca llegó al mercado. Se trata de Project H.A.M.M.E.R.

El origen de este título se encuentra en la desarrolladora NST, quien, después de 1080, se embarcó en un prometedor proyecto que mantuvo ocupada a la mayor parte del estudio. A este proyecto se le denominó internamente por la compañía como MachineX, y en el año 2005 la compañía ya había alcanzado el 75% de su desarrollo.

Sin embargo, los problemas no tardaron en llegar. El equipo de desarrollo japonés que estaba supervisando el proyecto pronto comenzó a poner pegas relacionadas con controversias culturales, y así es como comenzó una etapa de continuas discusiones entre este equipo de desarrollo japonés y los miembros de NST.

El equipo japonés exigía que se incluyeran algunos cambios relacionados con el entorno del juego y los gráficos del mismo, a pesar de que el juego ya llevaba cuatro años en desarrollo en el año 2007. Estos cambios se aplicaron e hicieron que el juego tuviera unos gráficos más coloridos y un carácter más casual, y a este proyecto se le denominó con el nombre de Wii Crush.

En el año 2008 fue cuando el equipo abandonó el proyecto, ya que Nintendo of America llevó a cabo un análisis del estado del equipo de desarrollo y detectó que la moral del estudio estaba muy baja. También hemos podido conocer que a mediados de 2009 algunos miembros del equipo continuaban trabajando en el proyecto a pesar de que ya había sido cancelado.

¿Qué os parece la historia? Sin duda una verdadera lástima. Podéis encontrar el vídeo que Unseen64 ha compartido de este título a continuación, donde se pueden observar varios minutos de gameplay de Project H.A.M.M.E.R.:

Comentarios: