Colabora: HobbyConsolas colabora con Nintenderos

¡¡Esto es un secuestro!! Nintederos y sus redactores son mis prisioneros.

Mario, ¿quién es Mario? Me he propuesto ocupar el puesto que merezco, y hasta que no os descarguéis todos la demo de mi nuevo juego, no pienso liberar vuestra web favorita de Noticias sobre Nintendo.

¡¡Ahora todo es mío!!
Buahahahhahahahaha!!!

Descargar demo de Wario Ware Gold!
Estás en: Inicio > Noticias
Ken Levine reflexiona sobre Zelda y la necesidad de “demoler lo viejo para dar paso a lo nuevo”

Ken Levine reflexiona sobre Zelda y la necesidad de “demoler lo viejo para dar paso a lo nuevo”

noticia,
PorPsyko83  - 
Ver comentarios

Ken Levine ha sido responsable de algunos videojuegos verdaderamente increíbles a lo largo de los años como BioShock y Thief and System Shock 2.

Levine (que actualmente está trabajando en un proyecto no anunciado en Ghost Story Games), se ha tomado un tiempo para reflexionar sobre el impacto de The Legend of Zelda: Breath of the Wild, un título que describe como una “obra maestraque es “un enlace a nuestro pasado, pero no una repetición de eso .

En un editorial de “2017 en revisión” para el medio Polygon, Levine expresa su sorpresa de que Nintendo fue lo suficientemente valiente como para ignorar la historia de la serie y hacer algo totalmente diferente:

Si bien la configuración del mundo y el estilo artístico habían cambiado en el pasado (sobre todo en el exitoso movimiento de Ocarina of Time a 3D), la naturaleza fundamental del flujo de juego en Zelda permaneció inalterada durante más de 30 años. La configuración narrativa (a menudo larga), el supramundo, el inframundo, un conjunto cada vez mayor de herramientas obtenidas al completar las mazmorras en un orden fijo: verás los mismos elementos en A Link to the Past, Minish Cap o Wind Waker, aunque se ven y se sienten diferentes.

Y luego pones Breath of the Wild. Comparado con otros juegos de la serie, este te lanza a la versión de la consola de la actual  generación de Hyrule sin una larga secuencia narrativa. Te abre el mundo con generosidad, en lugar de repartirlo en trozos pequeños. No puedes tener tu mazmorra de lava hasta que no te hayas comido toda tu mazmorra de hielo.

Las armas ya no son artefactos raros, inalterables para siempre. Resuenan, se rompen y se rompen como la antigua caja de cambios de un Civic Honda 94.

A continuación, expresa la opinión de que Zelda podría no ser capaz de volver a sus raíces clásicas después de este cambio increíble, y advierte respecto a confiar demasiado en las viejas fórmulas:

Nunca tuve la suerte de conocer a Shigeru Miyamoto, Takashi Tezuka, Koji Kondo ni a ninguno de sus colegas de Zelda. Pero me imagino que, al hacer este juego, ellos (y Eiji Aonuma) no solo le dieron a un grupo de desarrolladores increíblemente talentosos las llaves de la caja de juguetes que crearon hace 30 años, sino que también los alentaron a romper algunos de esos juguetes.

Nunca he leído la historia de la creación de The Legend of Zelda, pero si se trata de un juego de desarrollo en 1985, es probable que haya algunos jóvenes en algún parque de oficinas, hambrientos por hacer algo genial y sin tener idea de lo increíblemente difícil que sería hacer todo este trabajo.

Hace un año, un grupo de vosotros estaba en una habitación, dando vueltas a ideas sobre un pequeño elfo y su arco y, boom, 365 días después, hicieron el f ***** g Zelda.

Ahora imaginad ver crecer a Zelda y evolucionar hasta convertirse en la franquicia de juegos más querida de todos los tiempos. Y luego imagina cuando alguien dice: “¡Hey, vamos a quemar grandes pedazos de ese venerado diseño de 30 años!”

La urgencia de volver a viejos éxitos es poderosa. Pero las cosas que hacemos pueden convertirse en las tumbas en las que nos enterramos.

Levine termina su reflexión diciendo que está feliz de que Nintendo se haya arriesgado y complemente el juego por su gran calidad:

Me siento obligado a aplaudir a la gente del equipo de Breath of the Wild no solo por su visión, sino por el coraje que tuvieron para meterse con una fórmula consagrada por el tiempo. Es fácil cambiar por el bien del cambio. Es realmente difícil hacerlo bien.

La victoria de Breath of the Wild es multifacética. Puedes verlo en su dirección de arte matizada. Puedes escucharlo en el diseño de sonido meticuloso. Puedes sentirlo en sus sistemas estrechamente sintonizados. Pero lo que lo hace una obra maestra es que es un enlace a nuestro pasado, pero no una repetición de él.

De lo que no cabe duda es que The Legend of Zelda no solo ha cautivado a jugadores de todo el mundo, sino también a desarrolladores, como habéis podido comprobar.

¿Creéis que Zelda alguna vez volverá a sus raíces clásicas? ¡Hacédnoslo saber en los comentarios!

Fuente.

Comentarios:

Nintenderos.com utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar